• Fede Montagud, editor

    Los emojis también tienen fototipo

    27 Apr Los emojis también tienen fototipo

     

    Fuentes:

    NPR News

    Los emojis son las caras que se utilizan para expresar emociones en la comunicación online. Cualquiera que tenga móvil o sea usuario de servicios de mensajería instantánea y redes sociales los debe haber visto muchas veces. Apple acaba de introducir nuevos emojis con diferentes tonos de piel en la última versión de su sistema operativo, lo que ha provocado cierta polémica en la red.

     

    En algunos foros se habla de racismo, porque las caras amarillas son demasiado amarillas, dicen. En la red, cualquier salida de tono da para un incendio. La cuestión es por qué Apple ha clasificado a los seres humanos en seis tonos de piel. ¿Por qué no en cuatro o en 10? ¿Se trata de un capricho de sus diseñadores? Pues no, en Apple se han documentado bien y su decisión tiene base científica. Los nuevos emojis integrados en el sistema operativo –que los usuarios de todo el mundo ya se están bajando– siguen la clasificación de fototipos creada en 1975 por Thomas B. Fitzpatrick y ampliamente utilizada hoy en día. Leer Más

  • Fede Montagud, editor

    Cabinas de avión y rayos UVA

    25 Feb Cabinas de avión y rayos UVA

     

    Fuentes:

    JAMA Dermatology

    Las ventanas de las casas y los coches filtran parcialmente los rayos UVB, pero no los UVA. Lo mismo sucede en los aviones, donde los rayos UVA también atraviesan los cristales. Y a la altitud a la que vuelan la mayoría de las aeronaves comerciales (9.000-10.000 metros) resultan el doble de perjudiciales. El personal de vuelo, sobre todo los pilotos, están muy expuestos a padecer cáncer de piel.

     

    Martina Sanlorenzo, investigadora de la Universidad de California y autora de un estudio recientemente publicado, comparó la radiación en las cabinas de avión con la de las cabinas de rayos UVA. Llegó a la conclusión de que unos 55 minutos de vuelo a más de 9.000 metros equivalen a 20 minutos en una cabina de rayos UVA. Cotejando datos con otros estudios, Sanlorenzo y su equipo determinaron que los pilotos y el personal de vuelo tienen hasta 2,22 veces más posibilidades de desarrollar un cáncer de piel. Leer Más

  • Núria Estapé, science journalist

    La piel bajo el estrés ambiental

    Contaminación atmosférica, temperaturas extremas, luz artificial, radiación ultravioleta, ruidos, humos de cigarrillo y de tráfico. Todos ellos son estresores ambientales que ponen en riesgo la salud de nuestra piel. Estudios recientes demuestran que cuando nuestra piel se expone a varias formas de estrés medioambiental de forma continuada envejece con más rapidez y se vuelve vulnerable a enfermedades como el cáncer.

     

    La piel es el envoltorio que nos une al entorno y protege a nuestro organismo de sus inclemencias. No resulta pues sorprendente que sea el órgano de nuestro cuerpo que más sufre cuando el entorno en el que vivimos resulta tóxico e inhóspito. En nuestra piel queda todo reflejado: el estrés que surge de nuestro interior, el estrés psicológico o consecuencia de lo que comemos, y el que viene del exterior, del aire que respiramos, de lo que nos toca la piel. Las condiciones de vida en las grandes ciudades y en las zonas industriales han creado nuevos problemas a nuestra piel, diseñada para adaptarse a las variaciones de temperatura y humedad de los hábitats naturales. Leer Más

  • Josep Orellana, science journalist

    Proteger la piel de la radiación infrarroja

    Los efectos adversos de la radiación solar sobre nuestra piel son bien conocidos. La culpa siempre es de los rayos ultravioletas (UVA y UVB). Para disminuir sus efectos usamos fotoprotectores y evitamos tomar el sol en exceso. Pero los rayos infrarrojos del sol también llegan a las capas más profundas de la piel.

     

    La luz solar está compuesta por rayos ultravioleta (7%), por luz visible (38%) y por rayos infrarrojos (IR), que representan la fracción más considerable, un 54% del total. Según su longitud de onda, la radiación infrarroja se clasifica en tres tipos: IRA, IRB e IRC. Tanto los rayos UV como la luz visible son atenuados por la melanina, sustancia dérmica que se encuentra en las capas más superficiales de la piel; no ocurre lo mismo con los rayos IRA, que pueden atravesarla hasta alcanzar las capas interiores. Leer Más

Autores

+más
­