• Rosa Taberner, dermatologist

    Herpes labial para toda la vida

    12 Aug Herpes labial para toda la vida

     

    Fuentes:

    AEDV

    Las típicas calenturas o pupas de los labios son manifestaciones del herpes labial, que también puede afectar a la piel de otras zonas. Es una infección vírica extremadamente frecuente y, aunque casi nunca comporta gravedad, es capaz de provocar molestias importantes, así como un compromiso estético. Aun más problemático es el hecho de que suele ser un trastorno recurrente a lo largo de la vida.

     

    El herpes labial es una infección causada por el virus herpes simple, cuyas manifestaciones se observan predominantemente en la piel y en las mucosas, y que suele adquirirse en la infancia, de manera que en la vida adulta la mayor parte de los individuos han tenido contacto con el virus. En realidad, el herpes labial es sólo una de las manifestaciones de la infección por el virus herpes simple (la más frecuente, con diferencia), ya que puede ocasionar también problemas oculares, dentro de la boca, en los genitales o incluso problemas más serios (meningitis). Leer Más

  • Anna Solana, science journalist

    ¿Por qué se nos pone la piel de gallina?

    5 Aug ¿Por qué se nos pone la piel de gallina?

     

    Fuentes:

    AEDV

    El nombre médico del fenómeno traduce bien una de las sensaciones que lo acompañan. Se le llama horripilación cutánea o piloerección y se produce cuando sentimos miedo, frío o alguna emoción que nos hace estremecer. Es lo que conocemos como piel de gallina. Pero, ¿por qué ocurre?

     

    Es una manifestación del frío sobre la piel, un reflejo heredado de nuestros ancestros para conservar la temperatura del cuerpo y, también, para avisarnos de las situaciones de peligro. Lo activa la adrenalina, una hormona producida por las glándulas suprarrenales, que envía un mensaje de alerta al cuerpo. El vello reacciona entonces erizándose, excepto en la zona de los genitales. Esto ocurre porque se contrae el llamado músculo erector u horripilador, situado junto al folículo piloso, es decir, cerca de la raíz de los pelos que recubren el manto cutáneo. Entonces el poro se cierra y la piel forma un pequeño bulto alrededor del folículo, lo que se traduce en piel de gallina. Tal vez porque recuerda la piel de las aves cuando las despluman.

  • Fede Montagud, editor

    Hacer ejercicio rejuvenece la piel

    26 Jul Hacer ejercicio rejuvenece la piel

     

    Fuentes:

    The New York Times

    Es más barato que algunas cremas antiarrugas y, a juzgar por un estudio reciente de la Universidad McMaster de Ontario (Canadá), es más efectivo. Hacer ejercicio mejora la apariencia de la piel y frena los signos del envejecimiento, incluso en aquellas personas que empiezan a moverse tarde.

     

    Según los investigadores de la universidad canadiense, después de los 40 los hombres y mujeres que hacen deporte al menos tres horas por semana tienen un epidermis marcadamente más tersa y sana y una dermis más gruesa que las que corresponderían en promedio a su edad. En otras palabras, su piel se asemeja a la de las personas de 20 o 30 años. Aunque todavía no está del todo claro qué cambios produce el ejercicio en la composición de la piel, los científicos avanzan que el efecto antiarrugas podría deberse a la acción de las miokinas, unas hormonas producidas por los músculos, que tienen una acción paracrina, es decir que inducen cambios en receptores específicos de células vecinas. Leer Más

  • Elisabet Salmerón, science journalist

    ¿Qué celulitis tengo y cómo la trato?

    20 Jul ¿Qué celulitis tengo y cómo la trato?

     

    Fuentes:

    AEDV

    La celulitis es un problema estético de la piel que afecta a la mayor parte de la población femenina. El bombardeo publicitario intenta sacar partido de los complejos que la ‘piel de naranja’ genera en la mujer, prometiendo efectos casi milagrosos que a menudo fracasan. Pero no hay que desanimarse: si bien no existe un método que elimine la celulitis al 100%, un buen diagnóstico y una correcta selección y aplicación de los tratamientos ayuda a reducirla y a mejorar nuestra salud.

     

    Nueve de cada diez mujeres afirman estar preocupadas por la celulitis, una acumulación anormal de grasa que se produce en determinadas zonas de la piel (muslos, caderas, glúteos, vientre…). Sin embargo, más del 30% reconoce no hacer todo lo posible para combatirla. En la mayoría de casos esta falta de prevención se debe a la creencia de que su tratamiento requiere una gran dedicación. Pero no es así. Pequeños gestos diarios, como beber agua abundante o evitar ropa muy ajustada, son un buen punto de partida para luchar contra la celulitis. Leer Más

Autores

+más
­